17 de julio de 2015

Arenas y Esteras: la original y verdadera esencia del circo

El colectivo artístico Arenas y Esteras lleva 23 años formando mejores ciudadanos al sur de Lima. Ellos demuestran que el circo, en su esencia más comprometida, es capaz de transformar las realidades más complicadas y encaminar la vida de las personas.

Durante los años más álgidos del terrorismo en la década de 1990, surgió en Villa El Salvador una de las respuestas más creativas para enfrentar la violencia interna sin derramar sangre. En los arenales de Lima sur, la intención era devolver a los vecinos la alegría y la fuerza extraviadas entre la desesperanza y reconstruir con ellos lo que, en ese momento, parecían perder: su espacio propio.

Eran los tiempos de los coches-bomba, los apagones y las pintas. El temor había horadado la resistencia del pueblo joven y condicionaba a las personas a no salir de sus casas. Villa El Salvador se convirtió en un distrito silencioso, en cuyas calles primaba el miedo y la desconfianza.

Publicación original para Variedades de El Peruano.

“Había que hacer algo”, recuerda Ana Sofía Pinedo, fundadora de Arenas y Esteras. Es así que, tras el asesinato de María Elena Moyano, en febrero de 1992 (el suceso que reforzó esa sensación de retumbarse todo), se reunieron varios artistas, entre quienes, además de compartir esa sensación de dolor y frustración, brotó el deseo de devolverle una sonrisa a la gente. La alegría es un derecho que nadie debería perder en el camino.

Así empezó Arenas y Esteras. Se pintaron las caras, se pusieron narices rojas y sobre rústicos zancos salieron a hacer pequeños festivales. No eran organizados, pero la gente comenzó a recuperar su calle.

Luego vino la primera obra, en 1994. Y, pese a que las circunstancias continuaban difíciles, se aventuraron a viajar. Recorrieron el Perú para dar un mensaje diferente. A finales de esa década se cruzaron con artistas italianos, de quienes recibieron un taller que se convirtió en la semilla que creció y convirtió el aprendizaje de Arenas y Esteras en un bosque.

En 2002 hicieron sus primeras giras internacionales y, desde mucho antes, ya recibían el reconocimiento de los vecinos por haber contribuido a reconstruir su ciudad y devolverles la alegría y color a sus calles. "Nos reconocían como chicos que hacíamos arte y trabajábamos por la paz".

En ese trabajo, con el paso de los años, llegaron otros proyectos como, en 2005, el Festival de Circo Social (Festicirco), que se realiza durante Fiestas Patrias, y el encuentro Arte y Memoria, en noviembre, vinculado a promover los derechos humanos, la memoria e identidad.

2013: Invasión circense al Cerro Papa. Foto: Edujival. Tomado de: LaMula.pe

ENTREGA
Para Ana Sofía, como para quienes son parte de Arenas y Esteras, esto es una pasión. Es la verdadera esencia del circo: la que reúne a gente con necesidades, pero con ganas y fuerzas, y que cuentan con una comunidad que los acompaña.

“Para nosotros el Festicirco es también un acto de reivindicación porque el circo es una tradición de la que no todos pueden disfrutar. Lo que pasa en un contexto de Fiestas Patrias, cuando se arma una carpa en un día y se vende canchita, es el mercado. Y en el mercado entra todo. Pero la dimensión del circo social es la que transforma vidas", comenta.

Como le pasó, hace unos años, a uno de sus integrantes: un estudiante explosivo en medio de la precariedad y la violencia, quien estaba a punto de ser expulsado del colegio. Pero lo podía evitar si, como dispuso la profesora, se metía a un taller.

E ingresó al de circo. Por obligación, pero le gustó. “Fue uno de los que más rápido aprendió y hasta llegó a hacer giras en Europa”. Ahora tiene una productora de eventos y les da trabajo a otros chicos. Su futuro cambió, en el preámbulo de un triple salto mortal, de uno en el que, quizá, la cárcel era el lugar que lo esperaba.

El trabajo del grupo busca despertar imaginación y fuerza entre las personas, pero, además, el activismo social y político que, desde el arte, realizan. “Porque no tiene ningún sentido ser artista en lugar como Villa El Salvador y vivir de espaldas a la realidad”, reflexiona.

Circo en el Cole en Villa El Salvador. Foto: Edujival. Tomado de: LaMula.pe

Su apuesta artística está en función de los procesos sociales y las luchas de la gente como es, ahora, la inseguridad ciudadana. Un problema que, para Ana Sofía, se debe enfrentar haciendo que la calles sean lugares nuestros, para que no sea del que se aprovecha del silencio y la oscuridad.

"Cuando organizamos un festival o hacemos un pasacalle, transformamos el ambiente de miedo en uno de organización, de color, de presencia y ese es nuestro rol", afirma.

En el futuro se sienten responsables de seguir trasmitiendo lo que han aprendido para que se asuma el rol del artista con compromiso social y replicar esta experiencia en otros lugares.

Así, hacer que más casos como el de Alex Chumpitaz, profesor en Arenas y Esteras, se pueda repetir. Él creció, se casó y tuvo un hijo en el circo; tras una difícil vida, en la que, sin embargo, nunca dudó en que el arte te da mejores satisfacciones que el dinero, como es el contribuir con el desarrollo de otra persona. “Un ser increíble”, finaliza Ana Sofía. Como todos quienes son parte de este maravilloso lugar.

******
FESTICIRCO
Este 2015, el Festicirco se iniciará el 20 de julio con “Circo en el Cole” para luego realizar la “Invasión Circense” en el Cerro Papa y, del 27 al 31 de julio, en la Casa Cultura Comunitaria Arenas y Esteras (en Villa El Salvador). Para celebrar estos 10 años llegarán agrupaciones de Ecuador, Uruguay, Brasil, Francia, Colombia, Chile y Argentina. Esta edición es posible gracias al apoyo de Iberescena, dirigentes, comedores populares, colegios, grupos y artistas comprometidos.

BONUS TRACK: La historia de Villa El Salvador por Sucedió en el Perú (TV Perú).


[Parte del texto fue publicado en Variedades, de El Peruano, el viernes 17 de julio de 2015 –página 8–. Acá en mi página de Scribd].
Share:

Definición

Somos bloggers, seámoslo siempre.

Tuirer

Nación Zuckerberg

Yutu

Documentos en Scribd

Documentos en Scribd
Textos desclasificados.

En Youtube...

En Youtube...
"La vida sin música (y sonidos) sería un error".

De visita