21 de noviembre de 2015

La historia del colegio Nuestra Señora de Guadalupe: clases de peruanidad

Nuestra Señora de Guadalupe, el Primer Colegio Nacional de la República, cumple 175 años de plena historia. Por el avatar de sus aulas se formaron ciudadanos valerosos y héroes que libraron batallas por el Perú; poetas, compositores y artistas que marcaron el compás del país; intelectuales y científicos que contribuyeron al pensamiento de la nación; y políticos y deportistas que levantaron la moral del Perú. 

Publicación para Variedades de El Peruano

Un local enorme y un patio imponente reciben al joven Jorge Basadre. Va a cursar el cuarto año de secundaria y está matriculado en el colegio Guadalupe. La masa de alumnos es incontable. Contra lo que se podría presumir -por ser "el nuevo"-, Basadre no sufre molestias de sus compañeros. Al contrario, un ambiente de camaradería confirman el orden y disciplina de la institución.

Foto vía Colegio Guadalupe, la historia...
Es 1918 y gracias al curso de Castellano que es, a la vez, de Historia Literaria, Basadre lee, por primera vez, con gran deslumbramiento, a Rubén Darío y González Prada.

Y es que en la abundante biblioteca de su casa, a donde no llegan las preocupaciones literarias, no hay muestras del movimiento modernista. Además, ni su padre, ni su hermano tienen como escritor predilecto al autor de Pájinas Libres, cuyo elogio a Grau lo emociona al leerlo.

Basadre está muy lejos de ser el primer alumno de su clase. Es más, dos cursos, en cierta forma, aprueba por favoritismo: Física y Trigonometría.

“Yo no llegué a entender la Trigonometría; pero, consciente de que no la iba a necesitar luego, el profesor me aprobó en esa asignatura”, escribió el historiador en su libro La vida y la historia, sobre su paso por el Guadalupe.

Dos cosas impregnaron inolvidablemente su paso por el Guadalupe en él, en relación con el tiempo y el suelo peruano: una mezcla de arrogancia y de humildad por haberse incorporado a un colegio de tan vieja y hermosa tradición en el país.

“He quedado enlazado para siempre a una entidad sustantiva, que seguía y sigue inmutable en lo esencial, mientras pasan las generaciones y se suceden los hombres”, sigue relatando en dicho libro.

Años después, en 1929, Basadre regresó, fugazmente, como profesor de Historia del Perú. En 1959, ya como ministro de Educación, firmó el decreto que le dio al plantel el título de “Primero Colegio Nacional del Perú”, por su antigüedad y trayectoria.

NACIENTE FORMACIÓN
“Desde la creación de la Biblioteca Nacional en 1821, nada se hizo por nuestra cultura, hasta que se fundó el colegio Guadalupe”, refiere el libro escrito en 1940 con motivo del primer centenario del colegio.

Imagen vía Colegio Guadalupe, la historia...
Ciertamente, el 14 de noviembre de 1840, también a pocos años de proclamada la Independencia, se firmaron los contratos para fundar el colegio, como el del terreno cedido, en el antiguo Estando del Tabaco (frente al actual parque Universitario), y al encontrar la figura idónea, en Ramón Azcárate, para dirigir el colegio.

La fundación estaba a cargo de Domingo Elías, preclaro iqueño, y Nicolás Rodrigo, filántropo español, quienes vieron la necesidad de un colegio netamente dedicado a preparar a los jóvenes, de las familias más acomodadas de Lima, en los estudios secundarios.

Ese día, en el diario El Comercio, salió publicado un aviso en el que se anunciaba la próxima inauguración del colegio y se indicaba que “la enseñanza se limitará por ahora a las clases siguientes: gramática castellana, religión, geografía, historia, latín, francés, inglés, matemáticas, moral cívica, literatura, música y dibujo”. El inicio de clases se produjo el 7 de febrero de 1841 con la asistencia de 40 alumnos y seis profesores.

Al día siguiente, el diario limeño La Bolsa refería “con haber los señores Elías y Rodrigo establecido este Colejio han hecho al país un importante servicio de poner la piedra angular para su futura estabilidad. Sus nombres serán recordados con gratitud por mil generaciones que deberán su felicidad a la buena educación de nuestros hijos”.

FOCO LIBERAL
Al asumir la dirección el maestro español Sebastián Llorente, en 1844, Guadalupe comenzó a competir con el Convictorio de San Carlos que se encontraba a cargo de Bartolomé Herrera. La pugna, además de académica, era ideológica. Guadalupe apoyaba el liberalismo y San Carlos, el conservadurismo.

Imagen vía Colegio Guadalupe, la historia
Según el libro Colegio Guadalupe, la historia…, (que sirvió de valiosa fuente para gran parte de la información de este post) en San Carlos se preconizaba la ideología con espíritu aristocrático, el providencialismo y la defensa de la soberanía de la inteligencia; en tanto que en Guadalupe se defendían los principios democráticos, la soberanía del pueblo, el sufragio individual y se promovía el laicismo.

Por ello, en 1852, con Rufino Echenique como presidente, fue clausurado el colegio por promover ideas contrarias a las oficiales. Hasta que triunfó la revolución liberal, en 1855, y Ramón Castilla nacionalizó el colegio y lo recategorizó como plantel de educación media.

DEFENSA DEL PERÚ
Especialmente destacable, dentro de la historia del Guadalupe, es la participación voluntaria de sus alumnos y profesores en el combate del 2 de mayo de 1866, contra los últimos intentos españoles por recuperar sus colonias, y en varios episodios de la guerra con Chile.

“Guadalupe es en el Perú personaje histórico... porque de sus aulas salieron soldados que forjaron la gloria del 2 de mayo de 1866, al lado del inmortal maestro y tribuno José Gálvez (quien había sido rector del colegio), y también los jóvenes héroes que se marcharon a la inmortalidad desde la cubierta del “Huáscar” o desde los gloriosos campos de Tarapacá, San Juan, Miraflores y Huamachuco, tras de dictar a la posterioridad la más hermosa lección de bizarría y de amor a la patria”, reflexionó Fausto Sotomayor, exguadalupano, en su tesis doctoral en Letras que presentó ante la Universidad Nacional Mayor de San Marcos.

Durante su invasión a Lima, las tropas chilenas también ocuparon las instalaciones del plantel para convertirlo en cuartel. Aunque algunos de los materiales del colegio fueron escondidos en casas de los profesores, las pérdidas en laboratorios, gabinetes, museo y biblioteca fueron incontables.

Guadalupe es orgullo peruano
Cuna de héroes y hombres de valor
 Que en el arte, en la ciencia, en la guerra
 Destacaron con gran pundonor
(refiere el himno guadalupano).

La refacción, terminada la guerra, involucró donaciones y colaboraciones como en la mayoría de las instituciones nacionales.

Luego, en el segundo gobierno de Nicolás de Piérola, de 1895 a 1899, empezó la iniciativa de construir un nuevo local para el colegio, que posibilite formar un cuerpo completo junto al hospital Loayza y la plaza Dos de Mayo, por lo que se decide su traslado definitivo, en 1907, a su actual ubicación de la avenida Alfonso Ugarte.

La nueva sede, además, fue concebida para satisfacer el sistema educativo de modelo europeo, razón por la que fue construida con seis patios, cada uno destinado a una actividad distinta. Además, se contrataron misiones internacionales para reformar la currícula pedagógica, propia del nuevo siglo.

En setiembre de 1919 ingresó un joven huamachuquino de hablar pausado, para desempeñarse como auxiliar de la sección primaria en Guadalupe. Su nombre era César Vallejo. “Por su aspecto físico delgado y huesudo, su procedencia andina y su inocultable timidez, Vallejo era visto con desconfianza y recelo por algunos profesores, y además afrontaba duras carencias materiales”, escribió Rosa Sedó, nieta de Severino Sedó, profesor de música durante el paso, fugaz y accidentado, de Vallejo por el colegio que culminó en marzo de 1923, cuando, según algunas referencia biográficas, comienza su viaje por Europa.

Foto vía Colegio Guadalupe, la historia...

RETOS MODERNOS
Los cambios sociales, de mediados de 1950, también influyeron en Guadalupe. La migración del campo a la ciudad y la formación de nuevos centros urbanos indujeron a que el colegio pierda los anexos que tenía en diversas partes de la ciudad para la formación de las grandes unidades escolares. Momento en el que también se cambia el sistema de enseñanza al modelo estadounidense.

Otras batallas en las que alumnos y docentes del Guadalupe se involucraron fue en la marcha por la soberanía de las 200 millas marítimas y, en 1956,  por la instauración del pasaje escolar.

Patio principal del colegio Guadalupe 2015. Foto: Karl Chagua.

En la actualidad, el viejo colegio cumple 175 años con cerca de 1,400 alumnos matriculados en los cinco años de secundaria. Sin embargo, algunas empresas presionan para expandir sus negocios en predios guadalupanos, según advierte Manuel Gonzales, subdirector del colegio. Lo cual –indica– se viene evitando por la reacción de alumnos, docentes, padres y exguadalupanos.

Completar la historia total del Guadalupe implicaría llenar varias páginas de gloriosa tradición, que los estudiantes seguirán escribiendo en beneficio del Perú y enriquecimiento de la guadalupanidad.

GUADALUPANOS ILUSTRES
Entre los guadalupanos ilustres también se puede mencionar a expresidentes como Manuel Pardo y Lavalle y Manuel Candamo Iriarte. Exalumnos como Leoncio Prado, Diego Ferré, Manuel Bonilla y Melitón Carvajal con algunos de los héroes de la Guerra del Pacífico. Abraham Valdelomar, Enrique López Albújar, Daniel Alcides Carrión, Daniel Alomía Robles, Julio C. Tello, Santiago Antúnez de Mayolo, Felipe Pinglo Alva, Alberto Andrade, Federico Kauffmann Doig, Guillermo Thorndike, son algunos exguadalupanos. En tanto que Enrique Guzmán y Valle, José Granda Esquivel, César Vallejo, Augusto Salazar Bondy, Javier Heraud, entre otros, han sido docentes. En este enlace, la lista con otros nombres. Más recientemente, otros guadalupanos reconocidos son Freddy Ternero, exitoso director técnico de fútbol con Cienciano, y Willy Retto, uno de los periodistas mártires de Uchuraccay.

Uno de los patios laterales del colegio. Foto: Karl Chagua

[Parte de este texto fue publicado en Variedades, de El Peruano, el viernes 13 de noviembre de 2015 –páginas 4 y 5–. Acá en Scribd].

Share:

Definición

Somos bloggers, seámoslo siempre.

Tuirer

Nación Zuckerberg

Documentos en Scribd

Documentos en Scribd
Textos desclasificados.

En Youtube...

En Youtube...
"La vida sin música (y sonidos) sería un error".

De visita